Cuáles son los tipos de maderas naturales

En Materiales-construccion.com te mostramos cuáles son los tipos de maderas naturales, pero antes te contamos que la raza humana siempre y en todo momento ha tenido una angosta relación con los árboles. Han sido vitales para nuestra supervivencia, permitiéndonos fabricar herramientas y cobijos, como comburente para el fuego e inclusive proporcionándonos comestibles en algunos casos. Y eso ya antes de mencionar su función de darnos aire fresco para respirar. Sin los árboles, no estaríamos aquí.

clases de maderas naturales

En la actualidad, la mayor parte de nosotros somos más siendo conscientes de la relevancia de los árboles. Su papel en nuestro bienestar progresivo es admitido y apreciado, si bien proseguimos dependiendo de ellos por la madera que nos dan. La madera es un material ideal, con muchos usos y aplicaciones en nuestras vidas, singularmente los muebles de madera. A través de una administración sustentable, podemos proseguir usando la madera sin arriesgar más el medioambiente. Podemos asistir aprendiendo más sobre los diferentes clases de maderas naturales y sus cualidades. La próxima guía ofrece ciertos detalles sobre una selección de tipos de maderas naturales, sus peculiaridades y usos.

Esto semeja bastante sencillo: la madera dura es dura y la blanda es blanda, ¿cierto?? Puesto que lo cierto es que no. Los términos “dura” y “blanda” son más una descripción botánica que una idea precisa de la densidad y el tacto de la madera. Si bien normalmente es verdad que la mayor parte de las maderas duras son en verdad duras, y las blandas tienden a ser más blandas, hay múltiples salvedades que vamos a ver más adelante en la guía.

 

Características de los tipos de maderas naturales más comunes

Roble
El roble ha sido uno de los preferidos desde hace muchos cientos y cientos de años, con unas doscientos especies que se pueden hallar. Es parcialmente rebosante y tiene una veta atrayente y abierta que tiene un enorme aspecto cuando se usa para muebles. Debido a su veta, que puede parecerse a los contornos de las huellas digitales, se usa mucho para las chapas (finas láminas que se pegan a la superficie de los muebles para darles un bonito acabado).

Está libre en 2 tipos: roble colorado y roble blanco. La pluralidad blanca es, en verdad, más bien de un tono cobrizo grisáceo, al tiempo que el roble colorado es afín mas con un tinte rojizo. Si bien los dos son parcialmente costosos, el roble colorado acostumbra a ser el más asequible de los 2. Los dos son espesos, pesados y resistentes, con lo que son ideales para los muebles, singularmente por su resistencia a las máculas y los raspones.

Nogal
Debido a su escasez hoy día, el nogal puede ser carísimo. Su rica veta de color chocolate la hace idónea para las chapas y es valoradísima en la industria del mueble de gama alta. Es conocido por su resistencia y por la pluralidad de colores que pueden aparecer en su veta recta. Si bien en su mayor parte es de color cobrizo obscuro, se pueden hallar tonos más claros y la veta puede contener vetas violáceas. Es simple de trabajar y se acostumbra a tallar o bien tornear a mano.

Pino
Una de las especies más rebosantes, el pino es siempre y en todo momento más asequible que la mayor parte del resto. Es muy polivalente mas no tan resistente como las maderas duras. Con un color que cambia entre el cobrizo amarillento y el tono mantecoso, es una pluralidad de grano cerrado y los anillos de desarrollo se pueden ver meridianamente. El grano y el color lo hacen ideal para el tinte. El pino frecuentemente contiene “nudos”, que pueden tener un aspecto bello en una pieza acabada, mas pueden presentar inconvenientes al trabajar con la madera.

Se usa mucho en la industria de la construcción (y de este modo ha sido a lo largo de siglos), por su integridad estructural, en tanto que es fuerte, ligera y flexible.

Fresno
Esta madera moderadamente cara es ideal para la flexión, lo que la hace buena para los muebles curvos. Los colores van desde un cobrizo claro grisáceo hasta un tono prácticamente rojizo. El grano es recto y la madera es famosa por su resistencia y se valora por su pertinencia para la fabricación de mangos de herramientas, bates de béisbol y muebles (en especial en la industria de la restauración, donde se usa mucho). Si bien su aspecto es afín al del roble, su veta es menos propensa a partirse.

Secoya
Afín al pino, mas no tan perdurable ni sustentable. El pino se regenera más veloz y es un sesenta por ciento más resistente. La secuoya es ideal para los muebles de exterior o bien las terrazas debido a su resistencia a la descomposición y a sus cualidades naturales para repeler los insectos. Es simple de trabajar a mano y, si bien es simple de lograr, el costo real de la madera puede cambiar de una zona a otra.

Haya
Del mismo modo que el fresno, el haya se dobla bien, mas se considera la menos atrayente de las 2. No obstante, prosigue siendo popular actualmente, puesto que es exageradamente fuerte y muy resistente a los golpes. Su grano apretado y su color claro dan una sensación de calidez a una habitación, y se tiñe bien para imitar maderas más caras, como la caoba y el cerezo.

Uno de los inconvenientes es que es realmente difícil de trabajar a mano. Otro inconveniente potencial es que absorbe la humedad con bastante sencillez, con lo que no es ideal para condiciones de humedad. Esto causa que no sea conveniente para su empleo en zonas ribereñas, en especial para los marcos de puertas y ventanas, en tanto que comenzarán a pegarse. En su favor, no obstante, está el hecho de que el haya es una madera sin olor, con lo que una pieza acabada no sobresaturará una habitación con su fragancia.

Caoba
Más que la mayor parte de los modelos de madera acá mentados, el empleo de esta se ha transformado en un tema de polémica en los últimos tiempos. Si bien existen múltiples subespecies en la familia de la caoba, el nombre acostumbra a referirse a la caoba de Honduras. La tala ilegal de este árbol ha hecho que se incluya en la lista de la CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Conminadas). Prosigue siendo muy buscada por sus geniales cualidades y es carísima, lo que ha aumentado su empleo como madera de chapa. El rico color cobrizo rojizo se obscurece con el tiempo para dar un atrayente brillo a su propia veta. Se usa frecuentemente en la fabricación de instrumentos por el tono caluroso que da.

Arce
La espesa pesadez de esta madera, así como sus cualidades de resistencia a la humedad, la transforman en una madera ideal para artículos como bloques de carnicería y muebles que aguantan un nivel alto de empleo. El grano cambia entre ser recto o bien tener patrones de “ojo de pájaro” en forma de remolino. El color cobrizo claro o bien rojizo admite de forma fácil el tinte de madera para parecerse a una madera más cara. Se usa frecuentemente para fabricar mesas de comedor y aparadores debido a sus cualidades de resistencia.

Como la mayor parte de las clases de madera de esta lista, existen diferentes variedades, mas la más empleada es el arce duro, asimismo conocido como arce de azúcar o bien arce de roca.

Mango
En el extremo opuesto de la escala de la caoba, el mango presenta una madera dura sustentable que es exageradamente durable, polivalente y accesible. El duramen del mango acostumbra a tener un aspecto cobrizo dorado, mas se obscurece con el tiempo. Tiene geniales cualidades de resistencia al agua, en especial cuando se pule o bien se encera. El grano está densamente embalado, y si bien es fuerte y perdurable (tan fuerte como el cerezo o bien el fresno) puede ser de forma fácil trabajado a mano.

De todos los modelos de madera enumerados acá, el mango ofrece un camino cara una fuente de madera más sustentable, dejando que las existencias de especies más extrañas tengan tiempo para recobrarse. Un árbol de mango puede lograr los cien pies en quince años, con lo que es demasiado peligroso cosechar la fruta. Anteriormente, los árboles se talaban y quemaban. Ahora, la madera se vende para fabricar muebles, ornamentos, instrumentos, etcétera Así, los labradores aumentan sus ingresos y dismuyen la polución atmosférica.

El mango es propenso a ser atacado por hongos y también insectos a lo largo de su desarrollo, lo que contribuye al aspecto del producto final. Mas una vez tratada, la madera está a salvo de cualquiera de estos inconvenientes.

Tejo
Un caso tradicional de de qué manera la clasificación de “madera blanda” puede ser falsa, el tejo es realmente más duro y durable que muchas maderas duras. Debido a la manera en que se retuerce al medrar, los usos del tejo pueden ser limitados. Por este motivo, se emplea de manera frecuente para proyectos más pequeños, como joyeros, o bien se corta para hacer chapas para muebles de gama alta. No obstante, se dobla bien y aún se usa en la fabricación de sillas Windsor.

El tejo es renombrado por sus propiedades venenosas, que han resultado útiles en los últimos tiempos para fabricar potentes fármacos que son eficientes en el tratamiento de determinados géneros de cáncer.

Acacia
Asimismo se conoce en el mundo entero como mimosa, wattle, whistling thorn, y un sinfín de nombres más. Es exageradamente dura y durable, con la reputación de haber ayudado a la Marina Real inglesa a establecer su sitio como potencia mundial en el siglo XIX. Las cualidades de resistencia al agua de la acacia la hacían ideal para la construcción naval, con lo que la Marina Real invirtió en esta clase de madera para fabricar sus legendarios “navíos de línea”, que garantizaban la superioridad naval en aquella temporada.

Estas cualidades hacen que en nuestros días sea ideal para su empleo en condiciones en las que puede tomar contacto con líquidos. Sin tratar, diríase que dura entre veinte y cuarenta años. Es de los pocos géneros de madera que tiene un enorme aspecto, así sea pulimentada, al natural o bien embarnizada. La acacia no se raya con sencillez y aporta calidez a cualquier hogar con sus ricos y profundos colores cobrizos. El alto contenido de resina que la hace resistente al agua asimismo la ayuda a pelear contra la putrefacción, los olores y las máculas. Asimismo tiene propiedades antibacterianas y es simple de adecentar.

Mindi
En ocasiones llamada chinaberry o bien cedro blanco, la madera de mindi tiene una densidad afín a la del roble colorado. Tiene propiedades naturales antifúngicas y es resistente a la descomposición.

Si bien su textura es afín a la del roble, la veta es más compacta. Es apreciadísima por los carpinteros, en tanto que es simple de trabajar, sobre todo para proyectos pequeños, si bien en ocasiones se emplea para fabricar muebles como arcones y guardarropas. La albura del mindi tiene un tono amarillento afín al del chopo, al tiempo que el duramen es más obscuro. Cuando la madera se expone a la luz natural, se obscurece, asemejándose a la teca o bien al cerezo.

Teca
La teca es considerada por bastantes personas como el “rey de la madera” debido a su utilidad y durabilidad. Su alto contenido natural de aceite la hace exageradamente resistente al agua y también inmune a la descomposición y los hongos. Aun puede aguantar altos niveles de calor y no se incendia sencillamente. El acabado de la madera es increíble, con un duramen cobrizo dorado y una albura amarilla/gris. Estas propiedades la hacen conveniente para una extensa gama de aplicaciones, incluyendo: cubiertas para navíos, muebles de interior y exterior, chapas, torneado, tallado y ebanistería de gama alta.

Balsa
Para finiquitar esta lista de géneros de madera, la balsa es otro ejemplo de de qué manera la descripción “madera dura/madera blanda” no es tan simple como semeja. La balsa está clasificada como madera dura, mas cualquiera que haya trabajado con ella sabe lo blanda y enclenque que es realmente. La madera tiene una densidad exageradamente baja y acostumbra a ser de color blanco o bien blanquecino “avena”. Es excepcionalmente flotante, lo que explica su nombre (balsa) y se emplea de forma frecuente en la fabricación de tablas de surf, aeroplanos, flotadores para redes de pesca, etcétera Si bien es simple de trabajar, las herramientas han de estar muy afiladas para eludir que se desmenuce o bien se parta.

Hay otros muchos géneros de madera, mas estos representan solo ciertas fantásticas especies libres. Cada una tiene sus usos, ciertas con mejores propiedades que otras. Si aprendemos más sobre ellas, quizá podamos administrar mejor nuestro consumo, para asegurarnos de que prosigan existiendo para gozarlas a lo largo de muchos miles y miles de años.

 

Tipos de madera de fibras naturales

El tablero de fibra puede considerarse uno de las clases de madera elaborados por el hombre más “ecológicos”, en tanto que incorpora materiales reciclados como serrín, virutas de madera, papel, cartón y fibras vegetales. Se unen con cera y resina sintética, y después se calientan y se someten a alta presión para formar grandes láminas. Es una opción alternativa económica a la madera, útil para abundantes proyectos de construcción y moblaje. A favor suyo debe es ligero, capaz de aguantar grandes cargas y tiene buenas cualidades de aislamiento. No obstante, jamás es tan durable ni fuerte como la madera genuina. Además de esto, contiene la substancia química urea-formaldehído, que se libera al recortar el tablero. Por esta razón, es esencial llevar una máscara antipolvo y lentes, y el corte debe efectuarse en una zona bien ventilada. El formaldehído es cancerígeno y puede provocar enfermedades pulmonares.

 

Tipos de madera MDF

El término MDF acostumbra a emplearse equivocadamente para describir todos los modelos de tableros de fibra. Realmente, solo se refiere a los tableros de fibra de densidad media. Para ser considerado MDF, debe tener una densidad de seiscientos a ochocientos kg/m3. Además de esto, el MDF es un compuesto de madera de ingeniería que se hace eco de la mayor parte de los detalles de la descripción del tablero de fibra, incluyendo los pros y los contras. Una de las salvedades es que, debido a las pequeñas fibras, se corta bien sin desgarrarse ni partirse. No obstante, como el tablero no tiene grano, no sostiene realmente bien los tornillos ni los clavos.

Debido a la preocupación por la naturaleza tóxica de las resinas y la posibilidad de que se liberen COV, últimamente se han emprendido investigaciones para localizar nuevas formas de unir las fibras.

 

Tipos de madera de los tableros de partículas

Nuevamente, es afín a los tableros de fibra y MDF, en tanto que es uno de los modelos de madera elaborados por el hombre que usa exactamente el mismo proceso de fabricación. No obstante, en el caso de los tableros de partículas se usan copos y astillas más grandes, lo que crea huecos en la estructura. Esto puede ser conflictivo en el momento de recortar los tableros a la medida, provocando desgarros o bien bordes irregulares. Los tableros de partículas se consideran una opción alternativa asequible a la madera tradicional, lo que deja fabricar muebles ligeros a un coste más razonable. No obstante, estos muebles no duran tanto como los fabricados con madera genuina o bien MDF, puesto que son propensos a desfigurarse debido a la humedad y son considerablemente más enclenques. Como en el caso del MDF/ tablero de fibras, en el proceso de fabricación de ciertos tableros de partículas se emplea formaldehído.

 

Tipos de madera del contrachapado

El nombre procede de las “chapas” que se desprenden de un leño en láminas. Estas láminas, o bien chapas, se ponen unas encima de otras en ángulos de noventa grados y se encolan para formar un tablero único, fino mas recio. La superficie de la chapa acostumbra a tener un acabado más llano y es de mayor calidad que las usadas dentro de la estructura. La superficie más rugosa del interior ayuda a que la cola se adhiera y el acabado plano del exterior crea un mejor aspecto. La estructura de grano cruzado del contrachapado lo hace realmente fuerte y resistente a la flexión.

Existen múltiples géneros de contrachapado, cada uno de ellos con sus aplicaciones:

Tropical: se emplea mucho en la industria de la construcción. Su bajo costo ha llevado a la sobreexplotación en ciertas zonas.
Marina: desarrollada para condiciones húmedas y mojadas usando maderas duras tropicales y una cola singular.
Aeronáutico: asimismo llamado contrachapado de alta resistencia, emplea materiales resistentes al calor y la humedad.
Flexible : ideal para hacer curvas en los muebles.
Madera dura: acostumbra a estar hecha de haya, caoba o bien roble, este material es genial para suelos resistentes.
Madera blanda: por norma general se consigue del cedro, el abeto y la secuoya, y se usa en la construcción general para techos y suelos.

Clases de madera de chapa

La palabra “chapa” puede aplicarse a cualquier rebanada o bien capa fina de madera. Se emplea para otorgar una superficie atrayente y acabada, en especial en los casos en los que se ha empleado un material más asequible (como los modelos de madera artificiales citados previamente) para la estructura primordial.

La chapa de madera siempre y en todo momento ha sido apreciada por los fabricantes de muebles de alta calidad, puesto que les deja lograr un hermoso acabado. Se puede recortar tan fino como 0,6 mm, lo que quiere decir que se consigue más material de un solo leño.

En estos días de mayor conciencia medioambiental, el empleo de la chapa de madera se considera una buena forma de acrecentar la sostenibilidad. Se pueden fabricar muebles usando ciertos ejemplos precedentes, y después darles un aspecto increíble agregando una chapa que muestre el grano de la madera pulimentada.

Deja un comentario